Entradas Recientes







VEGUERO

si a mi paso las flores tiemblan
tiemblan los ríos
es porque mi caballo tiene las encías rotas
el perfume es parte del acto de tocar este día
y la leche que salpicó verdores
desde los ordeños
es un quejido de estrella que hirió el pecho que nos dieron

el río tiembla y la casa construida
es piedra de un sol que canteó nuestros olvidos
el día es amable en pensamiento
yo me voy con mi sombrero a cazar mariposas

todo se lo han llevado las aguas
con mi caballo tan solitarios en el mundo
esperamos que una araña vuelva sobre ella misma
a tejer las flores idas a marchar los mares

juzgando la claridad
entramos a los matorrales y allí
cada galope dado revienta el espejo
donde nos miramos cuando el agua viene de vuelta




COLMILLO

el caballo que bebe
en la poza donde se abandonan los ángeles
a veces se sabe unicornio
y chapotea mariposas dentro del agua
ya no quedan soledades como éstas
pero por algo siempre nos negamos a ensillarlo
ahora que arranca lo florido
de unos mogotes a un lado del cercado
pienso en algún ser elemental de este bosque lluvioso
que logre sanar ríos enteros con cada sorbo suyo
inventando arpegios en su compañía
frente a los que todo lo dicho sobre él
no sea sino un dibujo de un niño que crea blancos delineando con azul




EL HABLA SOLA 

háblame de los cielos
habla de la leche derramada
en las hojas
y mi cuerpo hará saltar a las estrellas
tiemblo con el río
y los peces son lágrimas
de un gigante cuyo corazón
propició las flores que se pierden
joyas esparcidas en el verdor
vuelvo sobre mí
habré abierto y cerrado los ojos
y estaré durmiendo
soñando con los pájaros
entre aromas de laurel
donde las aguas crecen
al sentir como toda luz
se va despeñando por las piedras
y yerbas anhelantes
que extraviaron mis galopes
con la misma placidez de una luna
dispuesta para los ramajes de metal




MONOCROMÍA 

quítale a la noche
la humedad de su brillo
despoja el brillo
de ese rocío que no tienen nuestros días
la flor es la única capaz de alumbrar algo
en presencia del sol
en este canto donde todo es témpera
estaremos prevenidos y atentos
y ni la sequía ni la lluvia serán capaces
de reducir nuestros parajes a grietas o manchas




ANTES DE TI

antes de ti
los pájaros se detenían a mi ventana
para ponerme sobre aviso de tus tristezas
tú eras una lágrima de rocío
en los jardines que ellos evitaron
para no morir de melancolía
eras el ángel que con más de uno jugó
a arrancarles todas las plumas
una perla sideral que sostuvo en sí
los giros de otros planetas y sus satélites
llámate mujer o eje de los dolores terrenales
alumbra nuestro preludio de almas empapadas
y será cada mano tuya la que troquele las espinas
donde se anide un cristo a admirarse de otros vuelos y traiciones



BELLEZA


Mi rostro de piedra resiste el trayecto
concluye el camino, comienza la espera.

Tu cuerpo se asoma y el mar se detiene.

Mis ojos aguardan, buscando los tuyos
consigo mirarnos y tú me sonríes
mi rostro se agrieta, naciendo una boca.

Tu cuerpo se acerca, el aire se agita
colmado de trizas, intento besarte
estallas mi cuerpo, y el niño te besa.




CON VIVENCIA


Una persona.
Un problema.
Una botella.
El problema le agarra las dos manos como pinzas
y atrapa la botella.
El problema no toma
la persona sí
a veces.
La persona no se lleva bien con los problemas
y él le dice que por el bien de los dos tome.
La persona que se queja porque hay otra solución
el problema no lo duda
pero si ya tienen una
y tan sólo hay que tomarla
para qué buscarse otra?
La persona trata de explicarle que esa solución no dura
el problema le susurra que no cuestan demasiado
la persona le enumera consecuencias
el problema le promete acompañarla
la persona que lo mira fijamente
el problema le sostiene la mirada
ella dice que está mal acompañada
él, que no puede vivir sin ella.
Lo comprende
pero no se lleva bien con los problemas.



DECADENCIA 


Peligrosa es del viajero 
la confianza que lo guía 
si descalzo se aventura 
sin saber su paradero. 

Fatigado se rezaga 
se tropieza y cae al suelo 
transformado en una sombra 
queda débil y naufraga. 

Sin relieve, informe repta 
confundiéndose en la noche 
con oscuros personajes 
que reflejos de él detesta. 

Si en penumbras se rebela
en abstracto es que lo hace 
desespera, sale herido
con placebos se consuela. 

Nuevo día se proclama 
pero no para el viajero 
que comienza su rutina 
sin acaso cuestionarla.



JUAN PABLO GONZÁLEZ, nació en Río Cuarto, provincia de Córdoba, Argentina. Formado en los talleres literarios de la S.A.D.E. Río Cuarto. Escribe cuentos y poemas, Ha publicado en diversas antologías locales, fanzines, en diario Puntal, y en algunos libros colectivos del exterior. Es además fotógrafo y docente de fotografía.






EL UNIVERSO Y SUS POSIBILIDADES

El cielo en mi taza, en mi taza el mar.
El cielo y sus silencios que titilan.
El mar y sus misterios que ondulan.
Los cielos del mar 
que se ahogan.
Los mares del cielo
 que caen.
La taza en mis manos.
En mis manos la taza, el cielo y el mar.
Bebo el cielo y el mar.
El cielo y el mar en mí.
En mí llevo la calma y la furia.
El cielo cabe en mi taza.
En mi taza cabe el mar.


EUFORIA

Una bruma apacible sobre sus párpados
anunciando el nuevo día,
las células de su cuerpo alborozadas
como mariposas danzantes en primavera.

En las primeras luces de la mañana
su mirada se turbaba pregonando algún misterio,
sus ojos se licuaban
y no entendíamos el porqué.

Abrimos la ventana y respiramos el mundo.
Ya no hizo falta nada más.
Comprendimos.


POEMA DE OTREDAD

Salirse de uno
para reencontrarse
con el otro mismo
que se ha perdido.

Abandonarse
la piel, el nombre.
Olvidarse la memoria
y el olvido.
Volverse del revés.

Saberse muesca
o fina línea curva sin espacio
o imagen improyectable
o hueco sin entrada
o huella sin pisada.

Y a pesar de todo,
de vanos intentos,
salirse ciegos,
con una mismidad absoluta
y no reconocerse
en el otro.

Porque del primero,
de ese uno mismo,
por más que queramos
nunca nos iremos
del todo.



1. SKYPE

Hoy puedo conversar contigo
Siguiendo con mi dedo
La silueta de tu rostro.
Amarte sin oler tu piel,
Reconocerte a la distancia.
Besarte como un pez
Confinado en este acuario,
Que rehace sus recuerdos
Sin acudir a la memoria
Sino a espejos que confabulan
Mas alla,
Del otro lado,
Al fondo de esta pantalla.



NOCTURNO DE RECONQUISTA REMIX

qué es ese ruido y por qué no nos dejan dormir de noche
esa noche...
cruzábamos un puente – recuerdo que nos cruzamos con un chico - 
de boca pálida que no sonríe sino que se abre y quiere tragarnos 
con los ojos
pero nosotras apurábamos el paso porque estamos apuradas
y el futuro se presenta en esa aparición 
algo transparente y eléctrica como el viento
pero por qué no nos dejan dormir esta noche? 



MI AMOR

su lengua se ha vuelto horrenda y está llena 
de polvo rosado
sus dientes se me confunden ahora 
con los transeúntes y los fantasmas y los amigos y las amigas 
que caminan bajo la noche submarina 
y todo pero absolutamente todo lo demás es piedra 
y suena un nombre que no soy yo
pero esta casa sí es mi casa 
y ya está maldita
dos veces maldita tres veces
hueso y polvo y humedad
ay basta 
basta
por qué no juntás tus cosas y te vas de una vez
¿no ves que sufrís como sufren
los que tienen la piel blanca y los ojos hambrientos
y la leche llena de grietas por donde escapa
el sinsentido de su vacío?
como la babosa que se arrastra como babosa 
y tarda vidas en alcanzar la puerta 
que lleva a otras puertas
se arrastra y va dejando atrás su huella 
y me apena que el cielo sea tan grande
y nosotros tan blancos - y nuestra pena transparente
y nuestro dolor: viral - y nuestro llanto 
sea esto:
ya no hay caminos
estamos quietos 
y el cielo es un mito 
y vos quizás lo viste en youtube pero nunca viste nada
tan vasto como el océano dado vuelta – donde los niños lloran eternamente
porque nunca jamás crecerán
y sonríen y sobre todo vuelan – se van
se escapan para transformarse.